close
La promesa incumplida de la compra de ascensores en Valpo

La promesa incumplida de la compra de ascensores en Valpo

El ascensor Villaseca, del cerro Playa Ancha, está detenido desde 2006. Otro Monumento Histórico que necesita reparaciones para funcionar y aún espera su compra.

A principios del año pasado el presidente Piñera se comprometió a comprar 10 ascensores privados para ser adquiridos y reparados por el Estado, cuestión que hasta ahora todavía no sucede. El intendente regional Raúl Celis, aclara que ellos ya hicieron su pega y que todo está en manos de la presidencia. Mientras el alcalde Jorge Castro anunció la rehabilitación de dos ascensores por año y los encargados anuncian la “inminente” compra, sin embargo, los usuarios ya no confían en la autoridad nacional y local y la adquisición no asegura aún su real funcionamiento. Acá aclaramos el actual panorama para estos monumentos históricos.

Por Víctor Guillou Vásquez

Hace más de un año que se viene escuchando la promesa de que el Gobierno comprará los ascensores para su posterior arreglo. Sin embargo, la compra no ha sucedido, como tal lo prometió el presidente Piñera en enero del año pasado. Según los encargados ha habido tropiezos. A finales del 2011 una medida precautoria interpuesta por un turista inglés que sufrió un accidente en el ascensor espíritu Santo el 2006, entorpeció el traspaso al Estado, aunque actualmente esta traba ya fue salvada.

Entonces ya en la mitad del año 2012, ¿qué es impide la compra de estos ascensores? Eso se pregunta Hermann Cabezón, presidente de la Agrupación de Usuarios de Ascensores, que desde 2009 trabajan en la defensa de este importante sello de Valparaíso. Empezaron interponiendo un recurso de protección a favor de los históricos inmuebles para que fuesen reconocidos como medios de transporte, pero el seremi  de transporte de la época declaró que no estaba en sus manos el reconocerlos como tal. Desde ese tiempo que se señaló a los ascensores como tierra de nadie, hasta ahora.

En presidencia continúa el mandato de compra y según las autoridades consultadas todo indica que faltaría poco para que se haga efectivo. Sin embargo, la agrupación todavía es incrédula. “Cuando se caen los anuncios de que van a ser adquiridos o van a ser recuperados, cuando no se cumple, la verdad que el porteño deja de creer”,comenta Cabezón. Y Agrega: “Estamos dolidos porque no hemos podido lograr nada. (…) En alguna oportunidad me invitaron a una reunión a puertas cerradas con el Presidente, a tomar desayuno, y la verdad es que me desayuné porque comprometió nuevamente que el tema, en diciembre, sí o sí se iba a cerrar. Entonces la gente siguió creyendo”, recuerda.

El presidente de la Agrupación de Usuarios de Ascensores defienden a los históricos funiculares como un medio de transporte muy particularmente nuestro.

Para el municipio de Valparaíso, propietaria de 5 ascensores, la compra de ascensores privados es inminente pero no hay una fecha clara oficial. El alcalde  Jorge Castro solo señaló el mes pasado que los funiculares municipales serán rehabilitados, recuperando dos por año con fondos de gobierno. Según el encargado de Bienes Municipales, Pedro Pablo Chadwick, la compra de ascensores no debiera demorar más de dos meses. “A mí no me corresponde responder por las promesas del gobierno, porque no soy su vocero. Espero y tengo todo el anhelo de que esto se cumpla. Creo fehacientemente que así va a ser. Pero si esto se posterga un mes más, eso no está en manos del municipio”, señaló.

HOY LA RESPONSABILIDAD ES DE LA PRESIDENCIA

El anunció la enajenación por parte del Estado comprendió a los 10 ascensores privados, entre ellos los emblemáticos “Concepción” y “21 de mayo”, ambos conocidos por ser parte del rostro turístico del puerto. La fecha de tope se fijó a finales del año 2011, pero esto no prosperó debido a la medida precautoria.

Después de este verano la medida fue levantada gracias a un acuerdo entre las partes. Pero según Paola La Rocca, Seremi de Bienes Nacionales, “hoy en día el proyecto está a cargo de presidencia y específicamente en manos del Intendente Raúl Celis”, ya que la propiedad de los ascensores en cuestión será del Gobierno Regional.

Consultado por LOV, el Intendente Celis fue enfático al señalar el supuesto buen futuro que se espera: “Todos los pasos se han ido salvando, y mi percepción es que la compra se va a concretar en cualquier momento”, aunque aclara que espera una respuesta de “la presidencia”. “El trabajo que debíamos hacer como Gobierno Regional está completado, entregamos la documentación y estudios que el gobierno central requería, ahora son ellos quienes le corresponde tomar la esa decisión. Los tiempos no dependen de mí, aunque creo que esto tomará un plazo menor a los dos meses, que será antes… Mi idea es que cuando terminemos esta administración, tengamos funcionando a lo menos la mitad de los ascensores de Valparaíso”, avizora el intendente.

NO SOLO BASTA CON COMPRAR

En la actualidad, muy pocos de los ascensores privados y municipales están en funcionamiento. El “Reina Victoria”, “21 de mayo”, “El Peral” y “Concepción” son los más emblemáticos, la mayoría ligados al turismo. Sin embargo, el resto de los funiculares se encuentran detenidos y en reparaciones, un caso de esto es el ascensor del Cerro Barón que se encuentra en arreglos aunque su plazo de entrega público expiró (enero 2012), lo mismo ocurre con el ascensor municipal San Agustín (marzo 2012).

El concejal Gallardo duda de la capacidad del alcalde para cumplir con los plazos comprometidos por el Ejecutivo.

El concejal por Valparaíso, Abel Gallardo (PS), apunta directamente a la responsabilidad del Presidente Piñera, pero también critica el rol del jefe municipal porteño. “Creo que el alcalde, en su afán de aparecer gestionando, está asumiendo compromisos que no tiene ninguna capacidad de cumplir, a lo menos en el caso de la compra de ascensores privados. Él, aún siendo de la coalición gobernante, es víctima del incumplimiento del gobierno central. Yo me imagino que a él le habrán dado plazos, cifras y fechas, pero él simplemente las repite”, asegura.

Al respecto, Paola La Rocca, Seremi de Bienes Nacionales, sabe que esto no termina solo con la compra. “Este es un tema de largo aliento. Estos ascensores no se van a poner en funcionamiento una vez echa la compra. Son ascensores muy antiguos. El Estado tenía que hacerse cargo de este tema pero ahora vienen los proyectos de ingeniería que tienen que evaluar las condiciones actuales de estos inmuebles”, advierte.

Y después de que sean comprados y arreglados, ¿quién los administrará? El Intendente Raúl Celis es partidario de lo que resta del 2012 la administración continúe en el municipio, sin embargo plantea para el futuro se baraja una “corporación compuesta por privados, municipio y el Gobierno regional”, explica. “Existe una planificación de recuperación de todos los ascensores  privados en un lapsus largo considerando que en promedio la recuperación completa de un ascensor, es decir, no solo permitir que esté en funcionamiento, sino que se adecúe a las  normas de seguridad y técnicas  y eso asciende  de 2 a 3 millones de dólares” detalla Celis.

Hasta la fecha todavía no se han adquirido los 10 ascensores privados, los plazos siguen siendo una incógnita y la etapa posterior a la compra siembra un manto de dudas sobre la fecha final en que entrarán en funcionamiento los monumentos históricos. Entre las autoridades responsables no hay claridad sobre cuándo los porteños podrán volver a subir y bajar mecánicamente por las empinadas laderas de los cerros porteños. LOV

Equipo de Redaccion

Equipo de Redaccion

Esta información, nota, entrevista, artículo o escrito fue elaborado a base de agencias de medios, comunicados de prensa, colaboradores, redactores u otros medios de comunicación.

Valpo: Centex inaugura exposiciones sobre el pueblo mapuche y las cualidades del agua

Viña: Invitan a charla “El mar una fuente de salud” en el Museo Fonck